www.purezayemocion.com
'Salta Cancela', de Los Maños, y el picador Gabin Rehabi
"Salta Cancela", de Los Maños, y el picador Gabin Rehabi (Foto: Louise de Zan)

Francia: reserva de la Tauromaquia

Intenso fin de semana en Vic-Fezensac, muestra de la Tauromaquia que exige y cuida el público francés. La fiesta de los toros vive dos realidades muy distintas en España y Francia.

lunes 16 de mayo de 2016, 17:48h
En una carta fechada el 21 de septiembre de 1845, Prosper Mérimée se despedía de su amigo Ludovic Vitet con estas palabras : "Adiós, querido Presidente; dentro de poco, usted leerá un cuentecillo gracioso de un servidor, el cual se hubiera quedado sin publicar si el autor no fuera acosado por la necesidad de comprarse unos pantalones". Ese cuentillo gracioso era “Carmen”, y fue publicado una semana más tarde en la edición de octubre de “Reveu des deus mondes”. Tres décadas después, y ya con música de George Bizet, concretamente el 3 de marzo de 1875, se estrenaba la ópera del mismo nombre. Había nacido uno de los mitos de la cultura española alumbrado por artistas franceses.

“Carmen” no era el espejo de la realidad social de la Andalucía de la primera mitad del siglo XIX, al contrario, refleja la imagen que la burguesía francesa tenía de una España colorista y racial. La feria taurina de Pentecostés de Vic-Fezensac, de igual forma, tampoco es un exponente de la situación de la fiesta al sur de los Pirineos. Es, al contrario, una brillante excepción y una muestra de la tauromaquia que exige y cuida el público francés. La fiesta de los toros vive dos realidades muy distintas en España y Francia.

Intenso fin de semana el pasado en Vic-Fezensac que se cierra hoy lunes con la corrida de Victorino Martín. Abrió feria Baltasar Ibán con una corrida bien presentada, aunque desigual, que brilló en la suerte de varas. Los Ibanes, que no presentaron grandes complicaciones, dejaron en feo a la terna de matadores que se olvidaron el alma y el sentimiento en España. La presidencia, muy críticada por un sector del público concedió sendos trofeos a Curro Díaz y Morenito de Aranda.

El domingo era el día grande. Corrida concurso por la mañana. Si la gitana Carmen, gracias a las notas de Bizec, es la reencarnación de la belleza española. Moreno, racial, exuberante, y libre, el buen hacer de Gabin Réhabi permitió que el sensacional "Salta Cancela" de la ganadería de Los Maños mostrase la esencia de la bravura y de la fiesta de los toros. El picador francés, montando un ejemplar de la gran cuadra francesa de Alain Bonijol, y en una plaza francesa, escribió el que será uno de los momentos más brillantes de la temporada taurina. Su actitud, como ejercitó la suerte de varas, fue inolvidable. Su manera de montar, de moverse por el ruedo, estoy seguro que no difiere mucho de la que mostró Alejandro Magno liderando su ejército en Gaugamela. Cuatro veces acudió al caballo el bravo "Salta Cancela", y siempre más lejos que la anterior. En la última cruzó el ruedo de punta a punta. Un espectáculo que a día de hoy es imposible ver en las plazas españolas. ¡Una pena! Aquí preferimos el trasteo barato, prefabricado, de consumo rápido. Con permiso del Viejo Profesor, el insigne socialista y gran aficionado D. Enrique Tierno Galván, Tauridia ha muerto y en la frontera gala debe ponerse un cartel: Francia, reserva de la tauromaquia. La vuelta al ruedo del picador acompañando al matador Javier Cortés, premiado con una oreja, fue un momento único. El toro de Los Maños, también premiado con una vuelta al ruedo, fue el justo ganador. ¡Enhorabuena a la familia Marcuello!

Los Valdellán, al igual que Don José, tenían un papel complicado. Mientras Don José tuvo que elegir entre el ejército y una gitana que le volvió loco de celos, para Valdellán superar la hazaña del toro "Cubano" del año anterior era harto complicado. Destacar su presentación. Perfecta, iguales, astifinos. Un diez. En la visita a los corrales brillaban por su homogeneidad frente a otros compañeros de mayor renombre. En el festejo de la tarde brilló el primero. Bravo, encastado y dotado de una enorme fijeza. Fue un gran toro. Meritoria faena de López Cháves que le cortó una oreja en una faena que llegó a los tendidos. El resto se mantuvo en la misma línea, si bien es cierto que la rotura de varias pezuñas y la cogida de César Valencia nos privó de ver el comportamiento de estos bravos santa colomeños criados en León. Su prestigio, al menos para quien escribe, permanece intacto.

En el debe de la feria debemos anotar la rotura de pezuñas que sufrieron hasta seis toros de dos ganaderías en apenas cuarenta y ocho horas, y que puede ser debido al estado del firme en los corrales, muy deteriorado por las lluvias caídas la última semana. En el haber, el resto. No quiero olvidarme del anfitrión, la Comisión Taurina de Vic-fesenzac, y en especial de Marcell , que cada primavera acoge a la familia de “exiliados” taurinos que cruzamos la frontera ávidos de las emociones que nos encontramos en nuestras plazas. Familia que por cierto, cada año es más grande. Todos repetimos.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (17)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

1 comentarios