www.purezayemocion.com

México, D.F.

Confirmación en encerrona

En la encerrona de Joselito Adame tuvimos la confirmación de algo que muchos ya sabíamos: en México desde hace poco más de tres décadas no tenemos una figura. Ese título lo da el aficionado, NO los publicistas que lo inventaron y muchos los creyeron, incluido el propio Joselito.

martes 13 de diciembre de 2016, 09:56h

La 9ª de temporada ha sido la confirmación de algo que muchos ya sabíamos: en México desde hace poco más de tres décadas no tenemos una figura, y mucho menos un mandón. El querer inventar figuras sólo da como resultado lo que ayer vimos en los tendidos, una pobre entrada. La más pobre de todas las encerronas anunciadas en La México en su historia. Las cosas hay que decirlas claras. Lo que vimos en el ruedo fue la confirmación de esa confirmación.

Joselito Adame es, por momentos, un torero técnico. Por más momentos acelerado y por muchos momentos arrebatado. Por otros es populachero, o carente de ideas, y por muy pocos momentos realiza un toreo artístico.

Se imagina uno que el golpe fue tremendo al salir por cuadrillas y ver tanto cemento. Esta encerrona quedará solamente en la estadística, porque difícilmente mañana alguien se acordará de ella. Sume usted que salieron por toriles cuatro toros con escaso trapío y supuestas cosas más, lo que hace que todo se vuelva aún más gris. Sólo el trapío de 5º y 6º de la tarde se salvaron de la quema.

Con "Siempre Fiel", de San Isidro, destellos con el capote. Con la muleta mostró técnica, esa que nunca transmitirá. Tres pinchazos, una entera caída y trasera para escuchar un aviso. Leves palmas.

Con "Mexicano", de Teófilo Gómez, un toro corniausente, lo rescatable fue el inicio con la muleta. Doblones con una rodilla en tierra y la segunda tanda por el izquierdo. Una entera desprendida para que le otorgaran increíblemente dos orejas baratas, sin valor alguno. Más increíble fue el arrastre lento para el toro.

El que hacía 3º fue "Ventilador", de Montecristo, que salió como primer sobrero. Toro manso rajado en el que José abrevió correctamente. Entera tendida y desprendida. Silencio.

El 4º, de Villa Carmela y de nombre "Premio Nacional", nada que comentar. Faena somnolienta. Dejó tres cuartos de acero tendido. Silencio.

De Montecristo fue el 5º, "Perlito", un toro bien presentado, armonioso de hechuras, sin exageraciones. Un TORO y un Adame acelerado que nunca pudo estructurar la faena y se perdió en el intento. Una oreja que no era.

Cerró plaza "Tapa Vocas" de Barralva, así con "V". También un TORO. Joselito nuevamente quedó por debajo. Trapazos por aquí y otro tanto por allá. Pinchazo, media, siete golpes de descabello y un aviso. División en el tendido.

Después de esta tarde no creo que aún se siga diciendo que Adame es la figura de México porque NO lo es. Ese título lo da el aficionado, NO los publicistas. Título que éstos últimos inventaron y muchos lo creyeron, incluido el propio Joselito. Es un torero que puede ser cuña pero jamás figura. Tampoco es el Torero de México porque los títulos personales sólo se otorgan una vez. Al aficionado no le queda otra más que seguir esperando esa FIGURA, la que llene los tendidos aquí, allá y en toda plaza que pise. Figura que mande, que sea base y eje de carteles, que mueva masas. Que el aficionado sea quién decida.


México, D.F. Plaza Monumental. Lunes 12 de diciembre de 2016. Temporada Grande. Toros de San Isidro (1º), Teófilo Gómez (2º, premiado con arrastre lento), Cieneguilla (3º), Montecristo (3º bis y 5º), Villa Carmela (4º) y Barralva (6º) para Joselito Adame (como único espada): leves palmas tras aviso, dos orejas, silencio, silencio, oreja y división tras aviso.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

+

0 comentarios