www.purezayemocion.com
Perera en Madrid el pasado día 30.
Perera en Madrid el pasado día 30.

Cuando "la Fiesta" es una fiesta

Quieren un público que lo aplauda todo y no cuestione nada; un toro dócil que no ofrezca problemas; las Puertas Grandes bien abiertas; y, toda la prensa predispuesta a la manipulación. Son los grandes enemigos de la Fiesta. ¿Cómo se justifica la salida a hombros de Perera en Madrid después de esconder las piernas y destorear?

lunes 02 de octubre de 2017, 13:50h

El principal problema de nuestra Fiesta es que se ha convertido en una auténtica fiesta. Se impone cada tarde un triunfalismo desmesurado que se concreta en baratas «puertas grandes» e indultos de auténticos borregos que han pasado sólo tangencialmente a jurisdicción de los del castoreño. Es la fiesta promovida por la tauromafia, ese colectivo de profesionales que, sin ética ni rubor alguno, menosprecian la figura del toro y ensalzan la bisutería barata que nos venden la mayoría de figuras por las plazas de nuestro solar patrio.

A lo largo de esta temporada taurina se han indultado más de veinte toros, la mayoría de forma totalmente injustificada, incomprensible e incluso solicitada animosamente por el propio ganadero. Esta «indultitis» generalizada forma parte de este falso triunfalismo en el que todo vale y se justifica. Es el engaño permanente que oficializa una cierta prensa trincona y que encandila al gran público. Ese público bullanguero y sin criterio que posibilita el corte de falaces orejas y todo tipo de tropelías por parte de los mafiosos taurinos. Sin ese público totalmente desnortado no se podrían entender los éxitos de toreros como «El Juli», Padilla, Perera... Las figuras se aprovechan de este buenismo ignorante para aliviarse ante toretes aborregados y tullidos y poder exhibir orejofilos trofeos de tómbola que los algunos portales taurinos nos intentan «vender» como immensos triunfos. Sólo así es explicable la última Puerta Grande de Perera en Madrid. No se puede justificar de ningún modo que un torero salga a hombros de «Las Ventas» después de esconder las piernas y destorear toda la tarde.

Madrid, Valencia o Bilbao entre otros, se han contagiado del triunfalismo que ha impuesto el sistema taurino. La tauromafia quiere un público que lo aplauda todo y no cuestione nada. La tauromafia quiere un toro dócil, descastado, que no ofrezca problemas, y colabore. La tauromafia quiere todas las Puertas Grandes bien abiertas y toda la prensa predispuesta a la manipulación. La tauromafia son los grandes enemigos de la Fiesta ya que para ellos sólo es una fiesta para divertirse y ganar dinero.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (29)    No(2)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

Foro asociado a esta noticia:

  • Cuando "la Fiesta" es una fiesta

    Últimos comentarios de los lectores (1)

    2701 | Andres Rios - 26/11/2017 @ 19:32:35 (GMT+1)
    De acuerdo totalmente. Pero sería mucho mejor si este medio digital volviera a realizar las crónicas que hacía antes y no quedar relegado a un Cossio tecnológico. En estos momentos se necesitan valoraciones serias como las que había aquí. Saludos a todos

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de Pureza y Emoción

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.